Cómo tapizar un sillón paso a paso

Cambiar la decoración de nuestro hogar a menudo puede resultarnos un tanto caro si queremos tener nuestra casa siempre a la última, es por eso que existen alternativas para poder estrenar sillones cada temporada sin tener que invertir mucho dinero.

En muchas ocasiones los sofás de piel y sillones que compramos se estropean ya sea por el tipo de tejido, por algunas manchas que les pueda caer encima o por el paso del tiempo. En otras ocasiones, simplemente nos cansamos de ver el color de nuestros sofás y es por eso que decidimos cambiarle el estilo. Si no queremos gastar mucho dinero en cambiarlos la mejor opción es tapizarlos nosotros mismos.

Tapizar los sillones es una de las alternativas más económicas para cambiar la decoración de nuestro hogar y además jugamos con la ventaja de que no sólo lo haremos a nuestro gusto sino que además podremos hacerlo siempre que queramos!

Tapizar un sofá o un sillón a simple vista puede parecer una tarea sencilla pero para poder hacerlo deberéis seguir unos pasos determinados y contar con todo el material necesario.

El material imprescindible para poder tapizar un sillón serán unas tijeras, un metro, papel, alfileres, grapadora con grapas de tapizar y lo más importante, el tapiz que hayamos escogido.

El primer paso será medir cada uno de los rectángulos que deberemos recortar para tapizar todas las esquinas del sillón, como son los brazos, las orejas, el reposa pies, en el caso de que tenga y todos aquellos otros elementos que acompañen al sillón o sofá.  Para calcular las medidas deberemos hacerlo midiendo cada uno de los rincones con la cinta métrica.

Una vez tengamos anotadas todas las medidas, deberemos calcular cada uno de los rectángulos que deberán recortarse y después estirando la tela en un lugar amplio como puede ser el suelo, deberemos dibujarlo sobre ella para poder recortar sin miedo. Para recordar dónde pertenece cada recuadro es importante que marquemos en el reverso cada uno de los recortes.

Cuando ya tengamos todas las piezas recortadas deberemos ir colocando los tejidos sobre el sillón fijándolo primero con alfileres para así poder hacernos una idea de cómo nos quedará. Una vez estén los tejidos bien sujetos con los alfileres comenzaremos a grapar para fijarlo mejor.  Deberemos asegurarnos de que grapamos correctamente ya que a la hora de montar el sillón o sofá no queden visibles.

Una vez lo tengamos todo bien tapizado y grapado deberemos montar el sillón con cuidado de que no se enganche ningún tejido y se pueda desgarrar y sobre todo comprobando que no queda ninguna imperfección al descubierto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>